28 Jul

Crea tu propio Blog

Hace algunos años, la blogosfera estalló en mil pedazos. Afortunadamente, cuando casi todo el mundo parecía tener algo que contar, empezaron a surgir servicios como Twitter y Tumblr para alojar esos pensamientos espontáneos que, siendo honestos, no siempre (o casi nunca) resultaban lecturas demasiado atractivas.

Blogger contra WordPress
Han existido muchos servicios gratuitos para publicar tu propio blog. De los que quedan en activo, los más populares son Blogger y, qué casualidad, WordPress. Blogger, desarrollado en 1999 (que se dice pronto), fue uno de los primeros servicios de publicación de blogs online. En 2003 fue adquirida por Google, que desde entonces le ha ido añadiendo todo tipo de funcionalidades. No obstante, Google no ha liberado en ningún momento el código de Blogger, por lo que sigue siendo una solución exclusivamente online. En el otro lado del ring se sitúa WordPress, cuya primera versión se publicó en 2003 de la mano de Matt Mullenweg y Mike Little. Considerado como el sucesor oficial de b2/cafelog, las versiones actuales distan mucho en calidad del lanzamiento original. WordPress ha adquirido la importancia que tiene gracias a la licencia GPL, bajo la cual se distribuye gratuitamente, además del sistema de plantillas y diseños y la gran comunidad de desarrollo que hay detrás. Tal es la aceptación que, en 2008, se estimaba que WordPress estaba tras el 12% de todas las webs de Internet. En 2013, la tasa se eleva hasta el 18.5%, según calculan los estudios de W3Techs.com.

¿Por qué tiene tanto éxito?
Wordpress es una plataforma tremendamente flexible que puede desempeñar múltiples funciones. De hecho, más que un “creador de blogs”, técnicamente se define como un CMS (Content Management System). En españo, se traduce como Sistema de Gestión de Contenidos y, como su propio nombre indica, sirve para administrar cualqueir tipo de publicaciones, no solo un blog. No obstante, a diferencia de otros CMS más multiterreno como Joomla o Drupal. WordPress sí que evidencia una cierta profusión hacia el formato de blog. Eso no quita que, con los conocimientos y plugins adecuados puedas transformarlo en casi cualquier cosa. Por ejemplo, algunas secciones de la web del New York Times o de la cadena CNN utilizan WordPress. Si estás interesado en el tema, encontrarás más casos famosos en la dirección es.wordpress.com/notable-users.
Al margen de la flexibilidad del sistema, te sorprenderá lo facil que resulta usar el panel de administración. La idea es que toda tu atención se centre en escribir, dejando a WordPress todo el trabajo sucio. Si no, ¿qué sentido tendría andar peleándose con el editor para conseguir insertar una simple negrita? Todo el proceso se basa en interfaces intuitvas, con apoyo visual completo, y, por supuesto, sin tocar una sola línea de código.
Por ejemplo, a la hora de configurar qué elementos quieres mostrar en el menú lateral de la portada, sólo tendrás que arrastrar los diferentes widgets a la posición deseada.

Share this

Leave a reply

diecisiete − cinco =